Château Belles Filles  y  Château La Colline

 

Es ante todo un método de trabajo que respeta

el medio ambiente, la vid y el vino.

 

Más que orgánico, trabajamos "naturalmente"!

 

1/ Desde 2011 no hemos utilizado ningún tratamiento químico.

Respetamos la carta de compromiso con el control biológico natural sin plaguicidas.

Preferimos la medicina herbal a la quimioterapia.

Cada producto utilizado está aprobado para el control biológico, tanto en el viñedo como en la bodega.

 

Nuestro programa de tratamiento es simple:

-Desarrollo de un concepto basado en plantas acompañantes (por ejemplo, alfalfa y trébol plantados en hileras para mejorar la vid en nitrógeno natural, humus durante el segado y en la gestión inteligente del agua) y bioindicadores (cada planta silvestre es un fiel indicador del entorno en el que crece). Por ejemplo, el diente de león indica suelo con un suministro suficiente de materia orgánica animal.

 

-La producción de cola de caballo, ortiga y estiércol de helecho, como repelente contra hongos y repelente de insectos (ver "Vamos más lejos").

 

-Cobre y azufre en protección, pero cobre en forma "ligera", sin exceder los 3 kgs de ingrediente activo por hectárea y año (la legislación permite duplicar la cantidad de ingrediente activo).

 

2/ Equipos según normas CE.

 

3/ Cortamos en Guyot simple con un máximo de 12 capullos en el listón.

La poda en Guyot se caracteriza por una técnica de poda orientada a la promoción de las maderas frutales. Uno a dos de 6 a 12 yemas se mantienen en el pie.

 

4/ Repartimos el compost en fertilizante y nos negamos a utilizar nitrógeno químico en nuestras viñas.

 

5/ Hacemos césped en todas las hileras, cada cepilladora se implanta en alfalfa y/o trébol, por sus cualidades drenantes y enriqueciendo el nitrógeno natural.

 

6/ Nosotros deshierbamos y maleza mecánicamente.

 

7/ Respetamos los programas de tratamiento, excluyendo las fechas de tratamiento.

 

8/ Seleccionamos las mejores uvas antes de la vendimia y las probamos en las viñas.

 

9/ Limitamos nuestra producción al volumen autorizado por el decreto.

 

10/ Hemos despalillado las bayas.

 

11/ Controlamos las temperaturas de fermentación.

 

12/ Analizamos los mostos y seguimos nuestras vinificaciones a través de un laboratorio enológico.

 

13/ Controlamos los insumos para la elaboración del vino:

-Levadura sin OGMs.

-Sólo utilizamos productos recomendados por nuestro enólogo.

-Comprobamos la limpieza de la línea de embotellado.

-Comprobamos la calidad de los tapones de corcho.

 

14/ Escribimos en cada botella el número del lote de referencia.

 

15/ Hacemos la gestión de residuos:

-Clasificamos y almacenamos los productos de desecho en la granja.

-Negarse a abandonar, tirar al vertedero, quemar residuos en un entorno natural.

-Disponemos de las autorizaciones administrativas necesarias para el tratamiento de los efluentes vinícolas.

© 2014 - Created by  EARL de CONTI